top of page
  • Garras y Patas

Mambo


Les cuento de Mambo, llegó a mi depto en diciembre del año pasado con año y medio de edad. El antiguo dueño me dijo cuando lo entregó que era bravo con otros perros, pero de a poco nos dimos cuenta que sólo era ansiedad porque no se había socializado bien, vimos a una etóloga y estuvo yendo a un jardín perruno.


Ahora Mambo es un amor de perro y hemos avanzado un montón, ya puede jugar feliz con otros perros. Pasea todos los días conmigo dos veces y los fines de semana nos gusta hacer trekkings un poco más largos; también sale dos veces a la semana con un grupo de perros a un cerro mientras yo trabajo.


El depto es chico, pero nos acomodamos; con harta actividad cognitiva, de olfato y regaloneo. Es por lejos la mejor compañía de cuarentena.


Si tienes un perro mediano/grande en depto, envíanos su historia y fotos a perroparadepto@garrasypatas.cl

Entradas relacionadas

Ver todo

תגובות


bottom of page